banca-en-linea

Un tercio de los usuarios españoles no toma medidas de seguridad cuando hace transacciones financieras online

Según una encuesta elaborada por Kaspersky Lab y B2B International, un tercio de los usuarios españoles sigue siendo descuidado a la hora de hacer transacciones online. Esto pone en riesgo su dinero y también plantea un problema para los bancos y los sistemas de pago online si tienen que reembolsar a sus clientes las pérdidas. Para reducir los peligros al mínimo, todas las partes involucradas en una transacción online deberían tomar medidas de seguridad.

A los cibercriminales no sólo les interesan los números de las tarjetas de crédito: credenciales de acceso a bancos y cuentas de pago online también están en su punto de mira. No obstante, el 33% de los encuestados españoles admitió que prestó poca atención a los niveles de seguridad de los sitios web mientras introducía sus datos personales o financieros. Uno de cada cinco usuarios no toma medidas para proteger las contraseñas que usa para acceder a estos recursos sensibles. Mientras, el 13% declaró, con pleno convencimiento, que ‘el cibercrimen en el que se roba dinero ocurre muy poco y es improbable que me suceda a mí’.

El 25% de los españoles encuestados almacena información financiera en dispositivos con acceso a Internet. Esto no sería tan arriesgado si siempre usaran programas especiales para el almacenamiento seguro de datos. Por desgracia, no es así. Por ejemplo, sólo el 58% de los teléfonos inteligentes Android tiene instalada una solución de seguridad. Peor aún, el 31% de los teléfonos inteligentes y el 41% de las tabletas Android no tienen ni siquiera la protección básica, como el establecimiento de una contraseña para desbloquear el dispositivo antes de su uso.

Mientras tanto, muchos usuarios han encontrado evidencias de que los cibercriminales están a la caza de información financiera. Durante los últimos 12 meses, el 38% de los encuestados españoles comentó que había recibido correos electrónicos sospechososque decían provenir de un banco pidiendo la contraseña u otra información. El 18% de esos usuarios fueron redirigidos a páginas web que pedían las credenciales para entrar en sus cuentas de pago en línea.

“Cuando los usuarios ignoran las medidas de seguridad pueden ser víctimas de los estafadores. Sin embargo, los bancos, a menudo, terminan teniendo que pagar esa negligencia. Con tantos usuarios descuidados, los bancos y los operadores de sistemas de pago electrónico deben asegurarse contra los riesgos financieros y de reputación mediante el uso de soluciones de seguridad especializadas que pueden prevenir la delincuencia informática“, ha afirmado Vicente Díaz, Principal Security Analyst de Kaspersky Lab.

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *